Quantcast

 

Logo Protocolo y Etiqueta

Urbanidad en las desgracias.

Las penas compartidas son más fáciles de llevar y el cariño de las personas mitiga el dolor y el sufrimiento.

 

Tratado de urbanidad para uso de las escuelas. 1865.
Imagen Protocolo y Etiqueta
Imagen Protocolo y Etiqueta protocolo.org

Urbanidad en las desgracias.

Cuando a alguno de nuestros deudos o amigos le haya sobrevenido una desgracia le manifestaremos la parte que en la misma nos tomamos, como también nuestro deseo de aliviarle diciendo según el caso: "siento en el alma el pesar que aflige el corazón de Vd. por tal adversidad"; "pero si mi persona y facultades pueden contribuir a su consuelo, las emplearé gustoso en su obsequio". "La novedad ocurrida en la salud de D. N. me tiene en el mayor cuidado, y no cesará éste hasta su total restablecimiento".

También puede utilizar expresiones similares a estas: "Todos hemos de pagar tarde o temprano el feudo común al Criador, y debemos conformarnos con sus altos juicios". "Procure Vd., pues, consolarse con la dulce convicción de que la madre de Vd. en premio de sus virtudes estará ya gozando de mejor vida". "Acompaño a Vd. en el justo dolor que le cabe por la muerte inesperada de su apreciable hermano, rogando al mismo tiempo al Señor le conserve a Vd. muchos años como el único que puede reemplazar una pérdida tan sensible".

No llevéis a la sociedad vuestras pesadumbres ni desazones, para no ir a turbar la alegría de los otros. Si no podéis contribuir a ésta, quedaos en casa con vuestras ideas melancólicas; pero si tratáis de disiparlas con las distracciones de la sociedad, no impongáis vuestras penas por castigo a todos sus individuos.

 

contentG Stats

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho

Nota

  • 16392

    Aviso Los artículos "históricos" se publican a modo de referencia

    Pueden contener conceptos y comportamientos anacrónicos con respecto a la sociedad actual. Protocolo.org no comparte necesariamente este contenido, que se publica, únicamente, a título informativo

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

  • Imagen Protocolo

    De los cabellos. Es preciso, dice " el arte de peinarse a sí mismo ", para estar bien peinado: - 1º, que los cabellos estén perfectamente cortados según la figura de la cabeza; - 2º, que se conserven constantemente en un estado de aseo por medio del cepillo

  • Imagen Protocolo

    Seamos sobre todo atentos en general, y no dejemos de usar una afectuosa cortesía , aun con aquellas personas cuya posición social está muy desnivelada con la nuestra. La urbanidad es útil a todos , sea cualquiera su edad, su estado y posición social.

  • Saludo. Gesto de cortesía

    Hacer comparaciones y suposiciones puede ser de mala educación Los dos escollos de esta forma de lenguaje son totalmente opuestas, pues el uno es la trivialidad y el otro la hinchazón . La suposición , modo ya envejecido, y las más de las veces algo cándido,

  • Imagen Protocolo

    Urbanidad de la cabeza y de las orejas. Para mantener la cabeza cortésmente hay que tenerla derecha, sin bajarla ni inclinarla a derecha o izquierda. Hay que evitar apretarla o hundirla entre los hombros; volverla a todas partes es propio de un espíritu

  • Jóvenes de mayor edad: reglas de etiqueta para moverse en sociedad

    Jóvenes de mayor edad: reglas de etiqueta para moverse en sociedad Aquella urbanidad La juventud adulta difiere bastante de la niñez , debiendo su círculo en sociedad ser más extenso. En el gran mundo donde se reúnen personas bien educadas, de saber y

  • Imagen Protocolo

    Origen de la correspondencia y la escritura. Los hechos tomados de Moises y de Job, son otros tantos monumentos sagrados e incontrastables que confirman admirablemente la antigüedad de una invención que los monumentos profanos celebran a porfía. En el

  • Imagen Protocolo

    Los saludos, los cumplidos y las visitas. El uso general nos manda levantarnos cuando pasa una persona distinguida y detenernos si ejerce autoridad, cuyo uso está fundado en la idea de mostrarnos dispuestos a obtemperar las órdenes de la persona a quien

  • La cortesía familiar y el arte de agradar

    La urbanidad, los buenos modales y la buena educación dentro del hogar Aquella urbanidad Es muy general y muy loable el deseo de c onocer perfectamente y en todos sus detalles las fórmulas y los deberes que la urbanidad y la buena educación imponen en