Quantcast

 

Logo Protocolo y Etiqueta

Comportamiento incorrecto en la entrevista de trabajo. Cosas que no deben hacerse

Es importante mantener una actitud positiva, correcta y educada, evitando en todo momento el mal comportamiento

 

Comportamiento incorrecto en una entrevista de trabajo
Comportamiento incorrecto. Comportamiento incorrecto en una entrevista de trabajo

Qué no hacer en una entrevista de trabajo

Errores que cometemos en las entrevistas de trabajo

Uno de los mayores errores que cometemos en las entrevistas de trabajo es aparentar lo que no somos. Tratamos de 'interpretar' un personaje que, en algunos casos, no se parece en nada a la persona real que está sentada en esa entrevista.

'Inflar' el curriculum vitae puede ser un gran error

Esa recomendación tan extendida de 'engordar' el curriculum vitae puede ser nuestra perdición. Exagerar todas nuestras cualidades, dando la imagen de que somos perfectos y que todo lo hacemos bien puede levantar sospechas. Suele ocurrir, con frecuencia, que el entrevistador entonces nos haga algunas preguntas sobre diversas materias en las que hemos puesto que somos expertos y se nos puede "ver el plumero".

Caso real, un ejemplo demoledor

Pondremos el caso real de una persona que incluía en su curriculum "dominio a la perfección del inglés". El entrevistador comenzó su entrevista hablando en Inglés. Le bastaron solamente dos minutos para darse cuenta que el entrevistado no tenía mucha idea de Inglés. La entrevista duró dos minutos.

Otros errores que cometemos en las entrevistas de trabajo

Otro error que algunas personas suelen cometer es comportarse de forma grosera o maleducada, o con un excesivo aire de superioridad. Tener un buen expediente, unos buenos conocimientos o una extensa experiencia laboral no nos da derecho a creernos superiores. Este comportamiento no nos traerá nada más que problemas. No olvidemos que "hay cientos de cosas que nos pueden hacer mejores que los demás. Pero no hay ni tan siquiera una que nos haga superiores a los demás".

Debemos evitar contar detalles personales o situaciones familiares adversas, tratando de despertar la "compasión" de nuestro entrevistador. Este tipo de comportamientos suelen generar el efecto contrario al deseado.

Sinceridad. Actuar, sin mostrarnos tal y como somos. Una cosa es "disimular" un poco nuestros puntos más débiles y otra presentar a una persona que no es ni parecida a la real.

Fumar sin pedir permiso.

Si vamos de traje, quitarnos la chaqueta y quedarnos en mangas de camisa como si estuviéramos en casa de unos amigos. O bien, quitarnos la corbata. Ni que decir tiene, quitarse los zapatos o poner los pies encima de la mesa. Imperdonable.

Tomar una postura demasiado "cómoda", dando sensación de apatía o desgana. Hay que estar sentado recto en la silla o sillón, con una postura firme y recta. Nada de repantigarse en el sofá o la silla de la oficina.

En todo momento debemos evitar gesticular demasiado o hacer demasiados aspavientos, ya que puede denotar un cierto nerviosismo. Se pueden hacer algunos gestos de refuerzo, pero con cierta moderación.

Tampoco debemos, en ningún momento, levantar la voz, o perder los nervios. Si consideramos que alguna pregunta o hecho no es razonable, hay que comentarlo de buenas maneras.

 

 

 

contentG Stats

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho
A 9 personas le ha parecido
Valoración 4.7
con una puntuación de 4.7 sobre 5

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado