Logo Protocolo y Etiqueta

Comunicación verbal. Hablar y gesticular

En la comunicación verbal, aunque es importante lo que se dice, también es muy importante cómo se dice

 

Cheryl habla y gesticula en una reunión.
Gesticular y hablar. Cheryl habla y gesticula en una reunión.

Hablar y gesticular. Las palabras y los gestos

Cuando los gestos y las palabras no 'dicen' lo mismo

Los grandes avances de la tecnología están cambiando muchas cosas en la forma de comunicarse, pero la palabra sigue siendo uno de los medios de comunicación más eficaces que existen. Quien sabe hablar bien, con corrección y perfección demuestra su buena educación personal. Contar en una reunión con un buen conversador es un lujo tanto para el anfitrión como para los invitados. La conversación es un arte. Y como tal hay que saberlo apreciar y, si se puede, potenciar.

Qué se dice y cómo se dice

En la comunicación verbal, aunque es importante lo que se dice, también es muy importante cómo se dice. Recuerdo un dicho de mis padres: en algunas ocasiones no se ofende por lo que se dice (letra) , sino por cómo se dice (música) -.

La importancia del mensaje no debe quedar empañada por la forma de expresarlo. Por eso debemos tener en cuenta que a la hora de hablar es tan importante la letra como la música. Y aún es más importante cuando no está delante nuestro interlocutor (como es el caso de las conversaciones telefónicas).

La voz, el tono y el volumen

Hay que tratar de cuidar al máximo la vocalización, la entonación y el timbre de la voz siempre, pero mucho más cuando no tenemos delante a la persona. En las comunicaciones no presenciales stamos perdiendo algo tan fundamental como la comunicación no verbal, los gestos.

Diferenciaremos de forma clara los dos tipos de comunicación hablada:

- cuando hay alguien delante, encuentro presenciales (reuniones, conferencias, etcétera)

- y cuando no está la persona o personas delante de nosotros (teléfono, intervenciones en radio, etcétera)

Conversaciones presenciales -cara a cara- y no presenciales o a distancia

Las conversaciones no presenciales, muy de actualidad desde la aparición del teléfono, y de nuevo puestas en auge con la aparición de InterNet, han hecho que se creen nuevos lenguajes, o formas de expresarse. Un buen ejemplo son conocidos los emoticones o smileys, una forma gráfica de expresar sentimientos y emociones. Podemos decir que son los nuevo jeroglíficos del siglo XXI.

Las palabras, en este tipo de conversaciones no presenciales, cobran una gran importancia por dos razones fundamentales:

- no vemos a nuestro interlocutor,

- y en muchos casos, son personas de países distintos, por lo que las palabras y ciertas expresiones, pueden tener significados distintos.

Los gestos añaden contenido y significado a una conversación -hay gestos voluntarios e involuntarios -. Cuando hablamos sin tener una persona frente a nosotros, la ausencia de gestos hace que la palabra tome mayor relevancia y sea importante poner aún más cuidado que cuando hablamos de forma presencial con otra persona.

Las conversaciones presenciales, son más 'ricas' expresivamente hablando, pero los gestos pueden jugarnos malas pasadas cuando no concuerdan con las palabras que decimos. Los gestos y movimientos que hacemos con nuestro cuerpo suelen ser mucho más sinceros, en ocasiones, que nuestras palabras.

 

contentG Stats

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho
A 16 personas le ha parecido
Valoración 3.2
con una puntuación de 3.2 sobre 5

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado