Quantcast

 

Logo Protocolo y Etiqueta

Educar, porque yo lo mando

Muchos padres preocupados porque sus hijos sean buenos y bien educados los someten al autoritarismo, sin darles oportunidad de pensar por sí mismos

 

La educación no debe ser impuesta, sino razonada, demostrada y comprendida
Porque yo lo mando. La educación no debe ser impuesta, sino razonada, demostrada y comprendida

La educación no debe ser impuesta, sino razonada, demostrada y comprendida

Muchos padres preocupados por hacer de sus hijos buenas personas, recurren al autoritarismo. Les imponen desde muy pequeños duras disciplinas confiados en que esto los convertirá en persona obedientes, honestas, respetuosas y justas.

Esto da lugar a la aparición de un gran problema: los valores no pueden ser impuestos por ninguna autoridad, tienen que ser elegidos libremente para ser verdaderamente apreciados.

Todos hemos conocido algún niño que se porta muy bien cuando mamá lo está viendo, pero en cuanto ella se descuida le saca la lengua o le jala -agarra- las trenzas a la niña de al lado y luego asegura que él no hizo nada y su mamá le cree porque sabe lo bien portado y educado que es su hijo.

¡Cuidado!, si no nos damos cuenta, este niño puede ser un cínico o mentiroso en potencia, una persona incapaz de reconocer sus errores porque siempre cuida de guardar las apariencias y parecer correcto.

Este tipo de educación no fomenta el desarrollo moral porque el niño no alcanza a valorar lo que es el respeto, la honradez o la justicia. Solo hace lo que le ordenan para evitar un castigo o para ganar un premio; pero cuando no hay una autoridad que lo castigue es capaz de cualquier cosa porque no ha desarrollado sus propios valores.

La verdadera educación, fomenta el desarrollo de los valores del niño, haciendo que comprenda la gran importancia que tiene estar bien educado y tener buenos modales. Los posibles 'enfados' del presente, se tornarán en grandes alegrías en el futuro.

 

 

contentG Stats

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

  • Enseñar a compartir, a cooperar y a jugar

    Enseñar a compartir, a cooperar y a jugar Niños de dieciocho meses a tres años. En esta etapa los niños comienzan a rebelarse como una manera de probar límites. A pesar de su aparente rebeldía, para ellos es muy importante la aprobación. ¿Qué podemos

  • Manifestación Chile, cambios política social.

    Educar en la infancia El aprendizaje del civismo Apalear policías, lanzarles adoquines hasta tumbarlos, propinarles patadas en la cabeza una vez tumbados en el suelo , arrancarles el casco y exhibirlo como un trofeo, etcétera son actuaciones propias de

  • No digas palabrotas, habla bien, por favor

    No digas palabrotas, habla bien, por favor Cuando los niños comienzan a decir groserías, palabrotas, vulgaridades hay que tratar de evitar que lo hagan y, aún más, que se convierta en una costumbre. Intenta decir... 1. Hay palabras que no usamos en esta

  • Niños bien educados

    La buena educación y los niños La formación y la educación deben ir de la mano Los niños suelen ser un fiel reflejo de lo que ven en casa en cuanto a comportamiento y modales se refiera. Sobre todo en los primeros años de vida en los que apenas cuentan

  • Cómo comportarse en la mesa

    Guardar la compostura en la mesa. Buenos modales a la hora de comer Los niños y el comportamiento correcto en la mesa Hay que tener en cuenta, que de nada "predicar" si no damos un buen ejemplo . Es decir, no podemos decirle al niño que no chupe el cuchillo,

  • Poner en práctica los valores que se aprenden en casa

    Poner en práctica los valores que se aprenden en casa Para todos nosotros es evidente que nuestros hijos tienen un desarrollo físico y un desarrollo intelectual , pero recientemente se ha empezado a hablar también de un desarrollo moral, que se manifiesta

  • Enseñar a los niños a comportarse de forma correcta. Buenos modales para niños

    Enseñar a los niños a comportarse de forma correcta. Buenos modales para niños A esta edad ya hemos inculcado en nuestros hijos los buenos modales básicos, y aunque en casa, a veces, no siga las normas de urbanidad que le hemos enseñado, lo más probable

  • Fiesta de niños.

    Un niño bien educado es un valor en alza El otro día me surgió la necesidad de ir a buscar a mi sobrino a una fiesta de cumpleaños , ya que tanto mi hermano como mi cuñada no podían por estar ocupados con su trabajo. Al llegar a la casa del pequeño anfitrión