Logo Protocolo y Etiqueta

Cómo llevarse bien con la familia en las fiestas de Navidad (con vídeo)

Las familias se reúnen para hacer las más diversas celebraciones, según las costumbres propias de cada zona, región o país

 

Las relaciones familiares y las fiestas navideñas. Sobrevivir a la Navidad en familia
La familia y la Navidad. Las relaciones familiares y las fiestas navideñas. Sobrevivir a la Navidad en familia

Las relaciones familiares y las fiestas navideñas. Sobrevivir a la Navidad en familia

Una de las fiestas más celebradas y más familiares son las navidades. Las familias se reúnen para compartir las más diversas celebraciones, según las costumbres propias de cada zona, región o país. Todos los miembros de una familia hacen lo posible para estar todos juntos. Padres, hijos, abuelos, cuñados, sobrinos, primos, nueras, suegros... en fin toda la familia.

La Navidad: la ilusión, el desencanto o la aversión

No para todo el mundo la Navidad es una época de celebraciones y alegría. Para algunas personas es una época de decepciones y desencantos, porque no la puede celebrar como quisiera. Para otras es una época odiosa, y solo desean que pasen lo antes posible -incluso, algunos desearían que no hubiese Navidad-.

3 sugerencias para que las comidas navideñas en familia sean un éxito

1. Ser previsores. Cualquier tipo de celebración navideña hay que prepararla con antelación. Planificar bien todos los detalles, sin dejar nada a la improvisación -o dejando lo menos posible-.

2. Participar. No debe recaer sobre una sola persona toda la responsabilidad de la organización y preparativos. Hay que 'hacer equipo' e implicar a la familia, al menos a los que van a hacer de anfitriones -si son más, mejor-.

3. Cuidar las relaciones. Lo material -comida, adornos, etcétera- está bien. Pero es mucho más importante cuidar los detalles personales: cómo invitamos a la familia, al lado de quien vamos a sentar a unos y a otros, conocer los gustos de los invitados... todo estos detalles pueden hacer que las celebraciones sean más agradables para todos.

12 cosas que no se deben hacer para lograr tener una buena relación familiar en las fiestas de Navidad

Estas fiestas no son el momento de:

1. Enfadarse con la pareja o los hijos. Si hay algún problema se puede hablar en privado o dejarlo para cuando no haya invitados en casa. No es apropiado ni correcto discutir delante de los invitados.

2. El año pasado... No es el momento de 'saldar cuentas' o recordar episodios desagradables de las fiestas de años pasados. No hay que crear un mal clima entre los familiares. Mejor es hacer 'borrón y cuenta nueva'.

3. Los temas menores. No hay que ser tan susceptible y darle importancia a los temas menores o pequeños detalles que no tienen importancia -aunque a nosotros nos parezca que sí la tienen-.

4. Ataques personales. Las fiestas no son el momento más apropiado para responder o hacer ataques personales. Las rencillas se deben quedar en la puerta.

5. Hacer comparaciones. Es poco aconsejable hacer comparaciones entre familias, entre hermanos, cuñados, primos, sobrinos... son la causa de grandes disputas y riñas en muchas familias. Ya lo dice el refrán: "las comparaciones son odiosas".

6. Fuera reproches. Las fiestas navideñas pueden ser el momento ideal para olvidar o dejar a un lado todo tipo de reproches, críticas, recriminaciones, etcétera.

7. No sermones. Cuidado con dar sermones o 'soltar rollos' sobre todo cuando tienen un 'mensaje' político, moral o de cualquier otro tipo que no sea una simple muestra de agradecimiento.

8. Lamentaciones. Una celebración festiva no es el momento ideal para lamentarse y contar penas. Puede que pasemos un mal momento, pero se puede contar en privado. No es cuestión de 'amargar' la fiesta a todo el mundo.

9. Líos familiares. Cuidado con el pasado familiar. Además de las distintas versiones que cuenta cada uno, se puede llegar a una auténtica batalla campal por llevarse la razón y la certificación de la veracidad de su historia.

10. Temas de conversación. Cuidado con los temas relativos a la política, la religión, algunos deportes, sexo... sobre todo cuando, además, se hace con 'mala intención' para molestar a otros familiares.

11. Cotillerar y chismorrear. Mucho cuidado con hablar de los familiares, sobre todo de los que no están y no se pueden defender o aportar su opinión.

12. Ostentación. Las fiestas no son el momento de alardear de lo que somos, de lo que tenemos... en fin de tratar ser más que los demás, haciendo de menos al resto de la familia. Es bastante habitual que haya algunos miembros de la familia a los que les gusta presumir de su coche, de su casa, de sus vacaciones, etcétera.

Consejos para tener éxito con la relaciones familiares en Navidad
Llevarse bien con la familia en Navidad. Consejos para tener éxito con la relaciones familiares en Navidad

Consejos para tener éxito con las relaciones familiares en Navidad

1. Amabilidad. Hay que ser educado y amables con todo el mundo. No se pueden hacer distinciones, por mal que nos caiga un cuñado, un primo...

2. Lugar de honor. Aunque seamos todos familia es correcto dejar un lugar preferente o destacado para los miembros de mayor edad de la familia: abuelos, tíos o padres mayores, etcétera.

3. Saber escuchar. Hay familiares que suelen tomar el protagonismo y no dejan hablar a los demás. Hay que saber escuchar a los demás y estar callados. Una cosa es no participar en una conversación y otra es monopolizarla.

4. Nuevos miembros. Cuando hay una nueva incorporación a la familia hay que recibirle de forma cordial. Aunque no nos caiga en un principio muy bien, hay que darle tiempo al tiempo.

5. Pensar en los niños. En ocasiones, solo nos centramos en las 'cosas de mayores' y dejamos a los niños un poco olvidados. Debemos tener un 'plan' para los niños. Ellos y nosotros lo vamos a pasar mucho mejor si se planifican menús y actividades para los niños.

6. Mascotas. Muchas familias tienen mascotas y viajan con ellas. Tenemos que tener previsto esto, para que no haya problemas de 'convivencia' con ellas y con algunos familiares. Los anfitriones deben pensar que no a todo el mundo le gustan los animales, y les pueden llegar a incomodar o molestar.

7. Apagar. Es mejor no tener elementos de distracción como televisores, radios, consolas... que puedan distraernos de las conversaciones o de otras actividades.

8. Iniciar o mantener una conversación. Es muy incómodo estar un grupo de personas juntas en un salón u otra estancia y todos en silencio. Hay que tratar de iniciar una conversación en la que puedan participar todos. Si se debe tener cuidado con los temas que se tratan.

9. Ser diplomático y tolerante. Debemos encajar cualquier crítica -siempre que no sea ofensiva- con deportividad y con elegancia. Está bien tener otro punto de vista distinto al nuestro.

10. Comprensión. Hay que se comprensivos con los demás. Con sus comportamientos, con sus problemas...

11. Lenguaje no verbal. Cuidado, porque en ocasiones nuestras palabras dicen una cosa pero nuestros gestos otra. Hay que ser consecuentes con lo que decimos y con los gestos que hacemos.

La experta en comunicación personal Teresa Baró, colaboradora habitual del programa de RTVE "A punto con la 2", nos ofrece una serie de buenos consejos para tener unas buenas relaciones con la familia en las fiestas navideñas. Se pueden mejorar las relaciones familiares y tener unas navidades tranquilas con la familia.

Ver más vídeos sobre protocolo, etiqueta y buenas maneras.

 

contentG Stats

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho
A 6 personas le ha parecido
Valoración 4.3
con una puntuación de 4.3 sobre 5

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado