Quantcast

 

Logo Protocolo y Etiqueta

Un poco de civismo en el camping

Los espacios comunes son para compartir y disfrutar, respetando unas mínimas normas de educación y de civismo

 

Grupo de amigos disfrutando en un camping
Comportamiento en un camping. Grupo de amigos disfrutando en un camping

Buenos modales en un camping. Uso de instalaciones comunes del camping

Un camping es como un hotel, pero con muchos servicios comunes que todos los campistas comparten. El uso de las duchas, los sanitarios, etcétera, así como el uso de merenderos, comedores, barbacoas, piscina, etcétera, deben obedecer a unas mínimas normas de buen comportamiento y de limpieza. Cualquier uso que hagamos de estas instalaciones o zonas comunes debe hacerse con diligencia y prudencia. Hay que dejar todo como estaba al terminar -o mejor, si cabe-. A nadie le gusta encontrarse las instalaciones y servicios comunes sucios o que no funcionen de forma apropiada.

Cuidar las instalaciones

Hay que utilizar todas las instalaciones, bien sean comunes o no, con toda la diligencia necesaria para que no sufran desperfecto alguno; debemos dejarlas tal y como nos las hemos encontrado -o mejor, si es posible-. ¿No protestaríamos si encontrásemos las instalaciones sucias o en mal estado? A nadie nos gusta encontrarnos unas instalaciones en mal estado, por lo que no debemos contribuir a facilitar que dejen de funcionar correctamente.

Aparte de las normas de convivencia normales de cualquier sociedad civilizada, hay que atenerse también a las normas del camping en cuanto a horarios para el disfrute de estas instalaciones y otras normas de uso. Las normas no son un capricho, sino una forma de regular comportamientos comunitarios por el bien de la convivencia.

Si llevamos a nuestras mascotas -cuando las admiten en el camping- cuidado con dejarlas sueltas o que hagan ciertas cosas en la zonas comunes. Hay que tener cuidado y retirar o limpiar cualquier suciedad que originen. No podemos dejar que invadan el espacio de otros campistas.

Lavar los platos, limpiar alimentos -sobre todo pescado- o liberar las aguas fecales, siempre en los sitios indicados para ello, nada de echarlo en el primer contenedor que encuentre o aún peor en un riachuelo, rio, pantano, o localización similar.

Tampoco se le ocurra recoger flores que sean parte de la "decoración" del camping, cortar árboles para la leña de su barbacoa, cortar una rama que le molesta, etcétera. Hay que respetar el medioambiente y las normas del camping.

Los invitados. El camping no es su casa y es posible que tenga que solicitar un permiso especial para que pase gente que no reside en el camping. Seguramente, si no son muchas personas, no le pondrán ningún problema.

Normas no escritas. Es posible que las normas del camping no recojan todas las reglas que se deben seguir para tener una convivencia cordial y pacífica. En este caso, solo nos queda aplicar un poco de sentido común.

 

contentG Stats

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado