Quantcast

 

Logo Protocolo y Etiqueta

El Presidente rompe de nuevo el Protocolo. Kirchner poco amigo del protocolo.

Anécdota del Presidente de la República Argentina rompiendo el protocolo en un acto.

 

Imagen Protocolo y Etiqueta
Imagen Protocolo y Etiqueta protocolo.org

El presidente Néstor Kirchner volvió a poner hoy en vilo su seguridad personal, esta vez en la capital misionera, al arrojarse desde un escenario, a un metro y medio de altura, para mezclarse con una multitud que pugnaba por saludarlo.

El incidente, que nuevamente dejó huellas en el rostro del mandatario, se produjo esta tarde en el acto de inauguración de un complejo habitacional en el barrio Itaembé Miní, a unos 7 kilómetros del centro de Posadas.

Kirchner, quien ocupó el palco junto al gobernador Rovira e integrantes de los gabinetes nacional y provincial, durante el discurso del primero se dedicó a firmar autógrafos y hasta la figura de un pingüino que le acercó un simpatizante entre unos 2000 que asistieron al acto.

El presidente sólo se detuvo en sus saludos al momento de pararse frente al micrófono para dejar inauguradas las viviendas. Una vez que finalizó reanudó el contacto con la gente, desde una altura superior al metro y medio.

No conforme con esa actitud, y para preocupación de los encargados de su seguridad, el Presidente se sentó al borde del escenario para estar más cerca de quienes lo vitoreaban, hasta que en determinado momento saltó y se mezcló entre la multitud.

En medio del caos, uno de los efectivos de seguridad se arrojó desde el escenario sobre la gente para intentar rescatar al Presidente que, a esa altura, ya evidenciaba en su rostro algunas marcas de la euforia de la gente.

Al final, con la presencia de otros tantos guardias, Kirchner fue virtualmente levantado con mucho esfuerzo y retirado del lugar hasta el vehículo que al final lo trasladó hasta el aeroparque posadeño para emprender el regreso a Buenos Aires, poco antes de las 16.

Ese hecho marcó el final de una maratónica visita a Posadas, que duró apenas cuatro horas, lapso en el que Kirchner se dedicó sistemáticamente a transgredir el protocolo, como cuando descendió frente a la casa de gobierno y se mezcló con el público que lo aguardaba.

Lo mismo hizo al ingresar en la sede gubernativa donde, a su paso, saludó a empleados y simpatizantes tras desbordar el cordón de policías.

Después, en el acto de firma de convenios, optó por ocupar el atril del locutor oficial para dar su discurso y, al finalizar, él mismo abrió un ventanal para saludar a quienes se encontraban afuera.

Pero si hubo algo de lo que pocos se quejaron fue de la atención del Presidente a cuanto directivo, intendente o representante de entidad social quisiera hablar con él porque atendió a todos, o a casi todos, si es que alguno quedó al margen de las audiencias.

 

contentG Stats

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

  • Rey Luis I de Baviera.

    El protocolo y la franqueza del rey Luis I de Baviera El rey Luis I de Baviera hijo de Maximiliano I , visitaba la Exposición Universal de París de 1867 . Mientras contemplaba uno de los pabellones, Napoleón III , siguiendo la etiqueta, le dijo: - ¿Vuestra

  • Julián Besteiro Fernández

    ¡Señorías, cuidado con sus chaquetas! Presidiendo una sesión de las Cortes Don Julián Besteiro (Sindicalista y político español -Madrid, 1870 - Carmona, Sevilla, 1940-), durante la época estival, el calor se hacía insoportable. Besteiro, como presidente

  • Fiesta de etiqueta en la playa. Coney Island, New York.

    Una fiesta de etiqueta Black Tie Beach Vestir de etiqueta para ir a la playa de fiesta ¿Qué le parece si le invitan a pasar a un día en la playa pero le exigen que vista de etiqueta rigurosa? ¿Una locura? No. Solo tiene que viajar a los Estados Unidos.

  • Sombrero de copa.

    El sombrero de copa. La chistera: símbolo de elegancia El uso de la chistera a lo largo de la historia John Hetherington fue un comerciante londinense que causó un gran revuelo con su creación. Quien le iba a decir que un simple sombrero iba causar aquel

  • Imagen Protocolo

    Una real caída. Madame de Noailles era la encargada del protocolo en el séquito de María Antonieta . La reina estaba cansada del celo que madame l'Ètiquette, como ella la llamaba de forma sarcástica, ponía en el mantenimiento de los usos y costumbres

  • Carlos II el Hechizado

    Dos bofetadas 'reales' por dos loros que hablaban francés Carlos II el Hechizado se casó con María Luisa de Orleans , sobrina de Luis XIV . La etiqueta cortesana española era muy rígida y, en tiempos del Hechizado se encargaba de aplicarla la duquesa

  • La palabra en la calle es vulgar.

    El taco sedativo. Soltar un taco no es siempre un signo de vulgaridad . Un taco bien dicho y en su momento oportuno llega incluso a alcanzar la belleza de la rotundidad. El taco es vulgar cuando vulgar y ordinario es quien lo dice , y mucho peor que un

  • Baile de disfraces y vestuario del rey Alfonso XII

    La importancia del protocolo Esta anécdota nos indica la importancia del protocolo en todos los ámbitos y la importancia de conocer bien la materia por parte de los asesores de las autoridades. En la época de Alfonso XII eran habituales las fiestas de