Logo Protocolo y Etiqueta

El desarrollo moral de nuestros hijos

El desarrollo físico de nuestro hijo debe ser complementado con el desarrollo moral y la educación en valores

 

Poner en práctica los valores que se aprenden en casa
Desarrollo moral. Poner en práctica los valores que se aprenden en casa

Poner en práctica los valores que se aprenden en casa

Para todos nosotros es evidente que nuestros hijos tienen un desarrollo físico y un desarrollo intelectual, pero recientemente se ha empezado a hablar también de un desarrollo moral, que se manifiesta en la forma como el niño puede ir poniendo en acción los valores que aprende en casa, en la escuela o por otros medios.

Este desarrollo moral va de la mano del desarrollo intelectual; cuando el niño comprende más cosas sobre sí mismo y sobre el mundo que lo rodea se le presentan también situaciones más complejas sobre las que debe resolver y tomar decisiones.

Tomemos el caso de Carlitos de cinco años de edad que tiene un hermanito de un año llamado Pedro. Un día, estando los dos hermanos en el parque con su mamá, el pequeño Pedro ve una pelota que llama su atención, va tras ella y la toma. Carlitos preocupado ve que el dueño de la pelota, un niño de tres años, se pone a llorar al ver que Pedro tomó su pelota. Carlitos sabe que no puede tomar lo que no es suyo; Pedro, en cambio, todavía no ha desarrollado este sentido de la pertenencia, no ve ningún problema en tomar lo que le gusta; se pone a llorar cuando su madre intenta quitarle la pelota para devolvérsela al dueño.

Con este ejemplo, podemos ver claramente a lo que nos referimos con el desarrollo moral. Carlitos es capaz de entender la diferencia entre lo que se debe hacer y lo que no. Pedro, en cambio, todavía no puede realizar este proceso.

La formación de esta conciencia moral empieza a darse cuando el bebé ve que sus padres aprueban ciertas conductas y desaprueban otras, por eso es tan importante que seamos conscientes de esta educación moral que damos a nuestros hijos a través de los actos más simples y cotidianos.

Formar un niño en valores significa formar mejores personas. Fomentado el crecimiento interior de los niños se ayuda a transmitir estos valores a base de hacerles ver su importancia. Hay que ser muy constantes e insistentes.

 

 

contentG Stats

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

  • Enseñar a echar una mano en casa

    Compartir, repartir y ayudar. Colaborar en casa desde pequeños La familia ha sufrido una gran transformación en todos los aspectos: composición, roles de los componentes que la integran, etcétera. Hay modelos de familia distintos a los que estábamos acostumbrados

  • Niños. Hora de empezar a enseñar cómo comportarse de forma correcta en la mesa

    Niños. Hora de empezar a enseñar cómo comportarse de forma correcta en la mesa A esta edad ya empiezan a comprender muchas cosas . El niño ha madurado en sus áreas de desarrollo. Debemos seguir con constantes recordatorios sobre los buenos modales. Nuevamente

  • Actitud educada y buenos modales para los jóvenes

    Actitud educada y buenos modales para los jóvenes Los chicos que se encuentran en la pubertad, no quieren saber nada sobre los buenos modales , tienen temor de no ser aceptados por sus amigos. Es una de las etapas más difíciles en las que se encuentran.

  • Comportarse bien en el autobús de la escuela

    Los buenos modales en el autobús escolar Reglas de comportamiento para el bus del colegio-escuela La mayor parte de los niños que no tienen una escuela o un colegio cerca de su domicilio, necesitan utilizar un transporte escolar que suele ser el autobús

  • Bebé recién bañado.

    Los niños y la higiene personal: normas de aseo personal Educación e higiene Las normas de aseo para mantener una correcta higiene corporal son una base importante en la educación de nuestros hijos o de los menores a nuestro cargo. Las buenas maneras

  • No digas palabrotas, habla bien, por favor

    No digas palabrotas, habla bien, por favor Cuando los niños comienzan a decir groserías, palabrotas, vulgaridades hay que tratar de evitar que lo hagan y, aún más, que se convierta en una costumbre. Intenta decir... 1. Hay palabras que no usamos en esta

  • Sin educación no hay futuro, ni respeto ni buena convivencia. Madre con su hijo en una moto

    Normas de urbanidad. Recetas para educar Sin educación no hay futuro, ni respeto ni buena convivencia Recuerdo siempre con cariño, los consejos de mi madre en la infancia , y cómo me contaba que cuando ella iba a la escuela tenían un tiempo en clase dedicado

  • Enseñar a compartir, a cooperar y a jugar

    Enseñar a compartir, a cooperar y a jugar Niños de dieciocho meses a tres años. En esta etapa los niños comienzan a rebelarse como una manera de probar límites. A pesar de su aparente rebeldía, para ellos es muy importante la aprobación. ¿Qué podemos