Quantcast

 

Logo Protocolo y Etiqueta

¿Qué es la urbanidad? Una habilidad

Habilidad de ordenar de un modo agradable nuestras acciones y palabras en todo lugar, tiempo y relativas a toda clase de personas

 

Tratado de Urbanidad y Cortesía. 1800

Gente caminando escaleras
Qué es la urbanidad. Gente caminando escaleras

Definición de urbanidad según el 'Tratado de urbanidad y cortesía'

Aquella urbanidad

La urbanidad no es otra cosa, sino el arte, o habilidad personal de ordenar de un modo agradable nuestras acciones y palabras en todo lugar, tiempo y relativas a toda clase de personas. Hay que ser educado con todo el mundo.

Al hombre sensato le será fácil adquirirse la estimación y el concepto de urbano y cortés, haciéndose cargo de las circunstancias de su edad y estado de las personas con quienes trata, del lugar y tiempo en que se halla.

En la urbanidad, esta gran ciencia, llave maestra de los corazones humanos, estriba una verdadera y sólida humildad y caridad cristianas. De suerte que la urbanidad del cristiano viene a ser, un particular arreglo de las acciones, arreglo caritativo y honesto, que esparce en los ánimos de todos rayos admirables de afabilidad y dulzura, agradables y atractivos.

El carácter propio de las virtudes (como dimanando de la suma bondad de Dios) es el atraer el corazón, y los ojos de los que las ven practicar. El buen ejemplo, es una de las armas más poderosas para educar.

Los niños deben aprender en la edad tierna el secreto de ganarse los humanos corazones, con la posesión de las virtudes, especialmente las dos dichas tan propias de cristiano, tantas veces recomendadas por el Salvador. La urbanidad no pende solamente de vanas ceremonias, de palabras de lisonja y entretenimiento, según se persuaden muchos; estriba en la desestimación de sí propio y en el aprecio y estima de los demás.

Aunque todos los hombres sean iguales en la naturaleza, y a todos debamos un amor fraternal y un cariño entrañable, sin embargo, en la unión de la sociedad, hay ciertas jerarquías, que los distinguen unos de otros, según varios motivos de dependencia y subordinación. Por lo que de un modo tratamos a nuestros padres y maestros, reyes y magistrados; de otro a nuestros iguales; y de otro a nuestros criados e inferiores. Y así en tributar a los mayores los debidos respetos, en amar a los iguales, en hacerse accesible a los inferiores de funda la urbanidad.

 

 

contentG Stats

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho

Nota

  • 16043

    Aviso Los artículos "históricos" se publican a modo de referencia

    Pueden contener conceptos y comportamientos anacrónicos con respecto a la sociedad actual. Protocolo.org no comparte necesariamente este contenido, que se publica, únicamente, a título informativo

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

  • Interior de la iglesia de Elmslie, George Town.

    Deberes de los niños para con Dios Aquella urbanidad Además de los deberes que la moral cristiana nos impone para con Dios ¿tenemos también algunos otros que prescribe la moral civil? Sí señor. Y es de tal importancia y significación que sin ellos apenas

  • Imagen Protocolo

    Religión. Los errores y engaños , en materia de opiniones, si son sinceros merecen lástima antes que mofa; porque la ceguedad del entendimiento no es menos digna de compasión que la de los ojos. Al hombre que se desvía de la senda, hacia el uno o el otro

  • Imagen Protocolo

    Del estilo epistolar. Una carta no es otra cosa que una conversación escrita , y debe emplearse en ella un estilo fácil, natural y sencillo. Sin embargo, como el que escribe tiene más tiempo para reflexionar, conviene que las ideas expresadas estén ajustadas

  • Cómo escribir con una pluma

    El modo correcto de tomar la pluma Aquella urbanidad Este es un asunto entre los que muchos autores no se ponen de acuerdo . Unos pretender que se tome la pluma estilográfica con tres dedos del modo que ellos prescriben, sin cuya circunstancia, dicen,

  • Imagen Protocolo

    De la urbanidad. Dice Duclós que la urbanidad es la expresión o la permuta de las virtudes ; pero Labruyere da de ella una definición más exacta, al parecer, y más clara. Dice que el espíritu de urbanidad es cierta atención a que nuestras palabras y modales

  • Imagen Protocolo

    El Padre. - Todo el que tiene expedita la vista y la mano derecha puede escribir conforme le parezca; pero es preciso advertir que es una descortesía muy grande dirigir a quien quiera que sea una carta llena de garambainas y borrones. No se debe exigir

  • Imagen Protocolo

    Deberes del hombre para con Dios. Para resolver este problema no hay mejor guia que el corazón , y si no queremos traspasar en ningún sentido los limites de nuestro deberr procuremos saturarle con ese sencillo amor, con ese santo respeto, debido al que

  • Imagen Protocolo

    De las reglas para trinchar y servir en la mesa. ** Pregunta. ¿Qué se hace en seguida de trinchar? Respuesta . Se corta en dos partes el trozo de pechuga separado, y colocándose en otro plato, córtese igualmente en dos trozos el muslo, se saca entera