Logo Protocolo y Etiqueta

¿Qué textos elegir para leer en una boda religiosa?

La Biblia ofrece muchos textos que los novios pueden seleccionar para su lectura durante la ceremonia nupcial.

 

Imagen Protocolo y Etiqueta
Imagen Protocolo y Etiqueta protocolo.org

¿Qué textos leer durante la ceremonia? Los más utilizados en las bodas religiosas.

Lectura del libro del Génesis 1, 26-28, 31a.

Es el libro de la creación; narra la historia de Adán y Eva en el jardín del Edén. Una narración hecha de una forma muy espiritual y con un estilo de redacción en lengua hebrea muy similar a otros muchos escritos de la época.

Dijo Dios:

"Hagamos al hombre a imagen y semejanza; que domine los peces del mar, las aves del cielo, los animales domésticos, los reptiles de la tierra. Y creó Dios al hombre a su imagen; a imagen de Dios lo creó; hombre y mujer los creó".

Y los bendijo Dios y les dijo:

"Crezcan, multipliquense, llenen la tierra y sométania; dominen los peces del mar, las aves del cielo, los vivientes que se mueven sobre la tierra".

Y vio Dios todo lo que había hecho; y era muy bueno.

Palabra de Dios.

Lectura del libro del Génesis 2, 18-24.

El Génesis, es el libro de la creación; narra la historia de Adán y Eva e indica la inconveniencia de que el hombre esté solo.

Dijo el Señor Dios:

"No es bueno que el hombre esté solo. Voy a hacerle a alguien como él, para que lo ayude".

Entonces el Señor Dios formó de la tierra todas las bestias del campo y todos los pájaros del cielo y los llevó ante Adán, para que les pusiera nombres y así, todo ser viviente tuviera el nombre puesto por Adán

Así pues, Adán les puso nombres a todos los animales domésticos, a los pájaros del cielo y a las bestias del campo; pero no hubo ninguno como Adán para ayudarlo.

Entonces el Señor Dios hizo caer al hombre en un profundo sueño, y mientras dormía, le sacó una costilla y cerró la carne sobre el lugar vacío. Y de la costilla que le había sacado al hombre, Dios formó una mujer. Se la llevó al hombre y éste exclamó:

"Esta sí es hueso de mis huesos y carne de mi carne. Está será llamada mujer o hembra, porque ha sido formada del hombre".

Por eso el hombre abandona a su padre y a su madre, y se une a su mujer y los dos se hacen una sola cosa.

Palabra de Dios.

Lectura del libro de Tobías 8, 5-10.

El libro de Tobías forma parte del conjunto de los llamados libros históricos de la Biblia. Por el contenido en sus escritos, dice el Cardenal Gomá, podrían denominarse como "un tratado de moral en forma histórica".

La noche de su boda, Tobías dijo a Sara:

"Somos descendientes de un pueblo de santos, y no podemos unirnos
como los paganos que no conocen a Dios".

Se levantaron los dos y, juntos, se pusieron a orar con fervor. Pidieron a Dios su protección.

Tobías dijo:

"Señor, Dios de nuestros padres, que te bendigan el cielo y la tierra, el mar, las fuentes, los ríos y todas las criaturas que en ellos se encuentran. Tú hiciste a Adán del barro de la tierra y le diste a Eva como ayuda. Ahora, Señor, tú lo sabes:si yo me caso con esta hija de Israel, no es para satisfacer mis pasiones, sino solamente para fundar una familia en la que se bendiga tu nombre por siempre".

Y Sara, a su vez, dijo:

"Ten compasión de nosotros, Señor, ten compasión. Que los dos juntos vivamos felices hasta nuestra vejez".

Lectura del libro del Cantar de los Cantares (Cantar de Salomón) 2, 8-10.14.16; 8, 6-7a.

El libro del Cantar de los Cantares es un libro de la Biblia, que se encuentra ubicado entre los libros de Eclesiastés y Sabiduría.

Aquí viene mi amado saltando por los montes, retozando por las colinas. Mi amado es como una gacela, es como un venadito, que se detiene detrás de nuestra tapia, espía por las ventanas y mira a través del enrejado. Mi amado me habla así:

"Levántate, amada mía, hermosa mía, y ven. Paloma mía, que anidas en las hendiduras de las rocas, en las grietas de las peñas escarpadas, déjame ver tu rostro y hazme oír tu voz, porque tu voz es dulce y tu rostro encantador".

Mi amado es para mí y yo soy para él. Ponme como sello sobre tu corazón, como un sello en tu brazo. Porque el amor es más fuerte que la muerte; el celo, obstinado como el infierno. Sus saetas son saetas de fuego. Las grandes aguas no pueden apagar el amor ni los ríos pueden arrastrarlo.

Lectura del libro del Sirácide (Eclesiástico) 26, 1-4.13-16.

El libro de Sirácide es una recolección de la sabiduría presentada en todos los libros conocidos como sapienciales que forman el canon del Antiguo Testamento.

Dichoso el marido de una mujer buena: se doblarán los años de su vida.

La mujer hacendosa hace prosperar al marido, él cumplirá sus días en paz.

Mujer buena es buen partido que recibe el que teme al Señor: sea rico o pobre, estará contento y tendrá cara alegre en toda sazón.

Mujer hermosa deleita al marido; mujer prudente lo robustece; mujer discreta es don del Señor: no se paga un ánimo instruido; mujer modesta duplica su encanto: no hay belleza que pague un ánimo casto.

El sol brilla en el cielo del Señor, la mujer bella, en su casa bien arreglada.

 

contentG Stats

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado