Quantcast

 

Logo Protocolo y Etiqueta

Cuba: Fidel y el protocolo.

Las anécdotas a contar acerca de Fidel y el protocolo podrían ser muchas.

 

Argenpresss.
Imagen Protocolo y Etiqueta
Imagen Protocolo y Etiqueta protocolo.org

En verdad, las anécdotas a contar acerca de Fidel y el protocolo podrían ser muchas, considerando que el protocolo expresa la parte más formal de la diplomacia y el Comandante en Jefe no es dado en lo absoluto a los formalismos.

Recuerdo, por ejemplo, cuando en 1961 permanecí en la Embajada de Checoslovaquia mucho rato después de haber concluido la recepción que ofrecía el Embajador de ese país, Vladimir Pavlichek, porque se me había instruido que Fidel vendría a cualquier hora y debía esperarlo.

Estuvimos por ello, casi una hora, la plana mayor de la Embajada y yo, como único cubano, esperando a Fidel cantando canciones checas y cubanas, y bebiendo la exquisita cerveza checa. Al llegar el Jefe de la Revolución nos encontró a todos sumamente "alegres" y felices por su presencia, mientras Fidel no cesaba de disculparse por su tardanza. Por ello, a uno de los checos se le ocurrió pedirle a Fidel que se excusara cantando alguna canción cubana y todos sus compatriotas hicieron suya la suplica.

Fidel entonces confesó que él no sabía cantar y les dijo que yo lo haría por él. Tuve que hacerlo con lo poco de cuerdas vocales que me quedaban, luego de tantas horas de canto y cervezas, sorprendido de la noticia de la pobre aptitud de Fidel para el canto.

O cuando, en cierta ocasión, fui citado por el Comandante Ernesto Che Guevara, entonces Presidente del Banco Nacional, para coordinar su participación en las actividades por la visita a Cuba de un dirigente de la Academia de Ciencias de Ceilán, hoy Sri Lanka, a quien Che debía atender. Cuando esperaba ser recibido en el antedespacho, en unión del doctor Antonio Núñez Jiménez, Presidente entonces de la Academia de Ciencias de Cuba, llegó Fidel acompañado por Armando Hart, entonces Ministro de Educación. Amablemente nos pidió permiso a Núñez Jiménez y a mí para entrar primero a ver al Che.

-Es que voy a explicarle al Che la necesidad de gastar algunos dólares en unas guaguas para el Ministerio de Educación, porque él le dijo a Armando que no lo aprobaría y vengo a explicarle por qué es necesario que se autorice. Será cosa de unos cinco minutos-, nos dijo Fidel.

Media hora después salió Fidel, con el Che y Armando Hart, y nos explicó:

-Excusen la tardanza, es que el Che tenía razón, hemos encontrado otra manera para que Armando pueda resolver los problemas del movimiento de becados que enfrenta sin tener que dedicar divisas a ello.

Comprendí con esta breve escena muchas cosas acerca de las ejemplares relaciones entre estos dos gigantes revolucionarios.

 

contentG Stats

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

  • Presidente Francés Alexandre Millerand

    Acudir a un oficio religioso por cuestiones de protocolo Cuando Alexandre Millerand (Millerand, Alexandre; Nacionalidad: Francia; París 1895 - Versalles 1943), en su etapa como Presidente de la República Francesa, visitó Marruecos, Lyautey le invitó

  • Don Juan Carlos I y Doña Sofía saludando.

    De príncipe a rey en unos instantes Don Juan Carlos , a principios de los años setenta realizaba una pequeña gira por tierras andaluzas . Hay que recordar que por aquella época no era aún el Rey de España, sino que ostentaba el título de Príncipe. En

  • Rey Felipe III

    Ceremonial de la copa: Felipe III y el rígido protocolo Felipe III sobrevivió diez años a su esposa , que había muerto a los veintisiete. El lo hizo a los cuarenta y tres, después de rechazar varios ofrecimientos para volverse a casar. Según corrió el

  • Estatua Otto von Bismarck. ¿Cómo puedo dirigirme al señor Bismarck? La esposa de un gran escritor

    ¿Cómo puedo dirigirme al señor Bismarck? La esposa de un gran escritor ¿Qué tratamiento utilizar? La importancia de conocer el tratamiento de una persona es fundamental para podernos dirigir a ella de forma correcta, como vemos sucede en la siguiente

  • Retrato de Lady Hamilton

    El retrató de la princesa consorte de Liechtenstein que no gustó en la corte El retrato de Carolina Felicidad Engelberta de Manderscheid-Blankenheim (Viena, 13 de noviembre de 1768 - ibídem, 1 de marzo de 1831), o simplemente Carolina de Liechtenstein,

  • Aurora boreal

    Cultura y política no siempre van de la mano Además de saber estar y conocer las reglas de protocolo , muchas de las personas que ocupan cargos importantes deberían contar con un buen bagaje cultural, para poder representar mejor su posición e incluso

  • Eleonora Duse y el presidente francés Marie François Sadi Carnot

    El presidente de Francia y la cortesía de una persona bien educada Las personas tenemos que saber ser corteses en todo momento y situación ; esta anécdota es un buen ejemplo del buen hacer de una persona bien educada. Se representaba por primera vez en

  • Estatua de Winston Churchill

    El buen saber hacer de Wiston Churchill Durante un banquete oficial celebrado en Inglaterra con la asistencia de personalidades de todo el mundo, el Jefe de Protocolo observó como uno de los "ilustres" invitados se metía un salero de oro en el bolsillo