Logo Protocolo y Etiqueta

Reglas para servir y trinchar en la mesa. III

El cuidado y las reglas a observar a la hora de trinchar los alimentos y servirlos a los comensales.

 

La urbanidad en verso. 1851.
Imagen Protocolo y Etiqueta
Imagen Protocolo y Etiqueta protocolo.org

Reglas para servir y trinchar en la mesa.

¿Cómo se trinchan las aves?

Excepto la perdiz, todas las aves
de mediano tamaño que se sirvan,
se parten con cuchillo y con trinchante,
siguiendo aquestas reglas reducidas;
después de colocar de lado el ave,
se deberán descoyuntar las alas,
clavando cerca de ellas el trinchante,
y cortando hasta ser descoyuntadas.

El trozo de pechuga separado
se cortará en dos partes en seguida,
que se colocarán en aquel plato
que al efecto dispuesto se tendría.

De los muslos se harán dos partes luego,
después la rabadilla ha de sacarse,
y separar de la pechuga el resto,
y hacer por fin del espinazo partes.

Si de grande tamaño fuere el ave,
por cortar la pechuga se principia,
las alas luego, y todo lo restante,
lo mismo que en las otras se practica.

Si acaso está rellena, se abre el vientre,
y quitando en seguida su relleno,
se va sirviendo a los que lo apetecen,
después que en otro plato se haya puesto.

¿Qué me dice Vd. respecto a las frutas?

Se hacen tajadas de las frutas grandes
y a lo largo se parten casi todas;
de las pequeñas nunca se hacen partes,
y cada convidado se las monda.

¿Cómo se sirven las pastas de mayor tamaño?

Todas las pastas de mayor tamaño,
se deberán servir de esta manera:
después que se las haya destapado,
se sirve lo que dentro de sí tengan;
luego con el cuchillo se hacen partes
del pastel, procurando siempre hacerlas,
si es posible, sin que se desmigajen;
y se sirven las partes después de hechas.

 

contentG Stats

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho

Nota

  • 16522

    Aviso Los artículos "históricos" se publican a modo de referencia

    Pueden contener conceptos y comportamientos anacrónicos con respecto a la sociedad actual. Protocolo.org no comparte necesariamente este contenido, que se publica, únicamente, a título informativo

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

  • Imagen del libro

    Buenos modales en la mesa para niños Aquella urbanidad Cuando a la mesa te sientes, cuida no ser el primero en desliar la servilleta y tomar el plato, siendo político el aguardar que den los demás ejemplo. Entre la silla y la mesa proporciona bien el

  • Cantautor con guitarra

    Cortesía, de Pablo Milanés El compositor y cantautor Pablo Milanés no ofrece en su canción 'Cortesía' una breve lección de urbanidad. Cortesía Limón, limonero las niñas primero. Ceder la derecha, quitarse el sombrero, jugar a la dama y a su caballero.

  • Imagen Protocolo

    Versos para una declaración de amor. ¡Oh! dulce prenda adorada desde el día en que te vi, hallar no puedo consuelo si siempre no pienso en tí. Tu de hoy en adelante, mi desdicha labrarás, o si amorosa me miras harás mi felicidad. Amada mía querida, ten

  • Imagen Protocolo

    Las visitas y las concurrencias. No leas papel o libro sin haber pedido antes permiso a los circunstantes para poderlo efectuar. Fumar sería impolítico, y el que una lengua extranjera que el concurso no entendiera llegases con otro a hablar. Jamás salgan

  • Urbanidad y buenos modales en verso

    El cuidado de los vestidos y de la ropa en general Aquella urbanidad Evita constantemente presentarte mal ceñido; haz que siempre tu vestido, aunque pobre, esté decente. Es preciso procurar, tener siempre igual aseo, en la calle, en el paseo y en el

  • Imagen Protocolo

    Modo de portarse en la mesa. Acude oportunamente siendo a comer convidada, ni a una hora anticipada, ni tarde debes llegar; porque si acudes temprano, estorbará tu presencia, y a los demás con tu ausencia puedes también molestar. Cuando a la mesa las

  • Imagen Protocolo

    Un niño felicita las Pascuas a una señora. Con vuestra gracia y bondad en tan fausto y grato día, recibid, señora mía, esta prueba de amistad. En ella va con verdad mi sentimiento expresado; ojalá que haya logrado demostar con mi cariño, cuánto os quiere

  • Imagen Protocolo

    Buenos modales en el juego. No siempre en trabajos serios puede ocuparse la mente; darle treguas es prudente con alguna distracción; un juego por pasatiempo, un paseo, la lectura, cada uno al hombre procura una amena diversión. Acredita la experiencia