Quantcast

 

Logo Protocolo y Etiqueta

Deberes del niño al levantarse, en verso

Aun haciendo un sacrificio, levántate con presteza, no acaricies la pereza, porque es la madre del vicio

 

Nuevo Manual de Urbanidad y Buenas Maneras, escrito en verso para la infancia. París, 1.880

Urbanidad y buenos modales en verso
Urbanidad en verso. Urbanidad y buenos modales en verso

Obligaciones que el niño debe cumplir al levantarse de la cama

Aquella urbanidad

Si pretendes conservar

 tu salud y tu alegría,

al punto que asome el día

debes el lecho dejar.

 

Aun haciendo un sacrificio,

levántate con presteza,

no acaricies la pereza,

porque es la madre del vicio.

Luego, con sana ternura,

bendice a Dios cariñoso,

y Dios te dará amoroso

dulce contento y ventura.

 

Cuando en tu mismo aposento

otra persona durmiere

y gozar del sueño quiere,

no le inquietes desatento.

 

No dejes tu habitación

sin que te encuentres vestido

con el esmero exigido

por la buena educación.

 

Y jamás desaliñado

en el balcón te presentes,

que pueden verte las gentes

y puedes ser censurado.

 

Tu habitación al dejar

tu primer deber, oh niño,

es, con amante cariño,

a tus padres saludar.

Si despiertas enfadado,

nunca muestres tu disgusto,

que humor negro y gesto adusto

siempre causan desagrado.

 

contentG Stats

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho

Nota

  • 2289

    Aviso Los artículos "históricos" se publican a modo de referencia

    Pueden contener conceptos y comportamientos anacrónicos con respecto a la sociedad actual. Protocolo.org no comparte necesariamente este contenido, que se publica, únicamente, a título informativo

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

  • Imagen Protocolo

    Modo de portarse en la mesa. Acude oportunamente siendo a comer convidada, ni a una hora anticipada, ni tarde debes llegar; porque si acudes temprano, estorbará tu presencia, y a los demás con tu ausencia puedes también molestar. Cuando a la mesa las

  • Imagen Protocolo

    La URBANIDAD nos enseña á tratar los superiores, iguales é inferiores, con finura y discreción; sin ella fuera enojosa la vida por mil conceptos; ved, pues, niñas, sus preceptos de cuanta importancia son. Cuando fueres reprendida nunca te parezca injusto,

  • Imagen Protocolo

    Las reglas de cortesía en las visitas Cuando tenga Vd. que ausentarse del pueblo en el que viva ¿qué practicará por atención a las personas que en él tenga conocidas? Cuando del pueblo en que yo vivo en ausentarme sea preciso, despedirme de mis amigos

  • Joan Manuel Serrat canta a 'los buenos modales'

    Joan Manuel Serrat canta a 'los buenos modales' Lecciones de urbanidad, del disco 'Bienaventurados' Canción que interpreta Joan Manuel Serrat , cuya letra hace referencia directa a la temática de nuestro portal. Hemos querido plasmarla en este apartado

  • Imagen Protocolo

    Del paseo y de otros lugares públicos. De casa no salgas sola; evita el mundano trato, que la modestia y recato son la guarda del honor; pues es cándida azucena la virtud de la pureza, mas ¡ay! también su belleza se agosta al soplo menor. La mujer que

  • Imagen Protocolo

    Respeto a las maestras y comportamiento en la escuela. Las personas que nos educan, maestros y profesores , se merecen todo el respeto del mundo, así como el agradecimiento por una labor tan importante para el futuro de las personas individuales y el

  • Imagen Protocolo

    La importancia de la urbanidad. Si quieres ser estimado, cual cumple a nuestro destino, por tu parte amable y fino con todos te has de mostrar. Jamás a persona alguna nombre por motes ni apodos, y arguye falta de modos a los demás tutear. Delante de otras

  • Imagen Protocolo

    El comportamiento correcto en la mesa. Al ser llamado a la mesa el caballero discreto las personas de respeto deja primero sentar; y a las mismas en ponerse la servilleta o servirse, comer, beber o salirse no se le ve anticipar. Cuando se halle convidado