Quantcast

 

Logo Protocolo y Etiqueta

Buena educación en el juego

Los buenos modales en los juegos y en el recreo. Respetar las reglas de los juegos y sus resultados

 

Cartilla moderna de urbanidad para niños

Juego, buena educación.
Juego. Juego, buena educación.

Reglas de cortesía y de comportamiento para los juegos y otros entretenimientos

Aquella urbanidad

1. ¿Tienen alguna utilidad los juegos o recreos?

Tienen mucha, porque distraen y recrean, es decir, vuelven a crear fuerzas en el cuerpo y en el espíritu.

2. ¿Pueden ser a veces perjudiciales?

Si, señor. Lo son cuando duran demasiado y cuando se juego por vicio.

3. ¿Son buenos todos los juegos?

Algunos hay que desdicen de la buena educación como son los que dan ocasión a tirarse por el suelo, a destrozar la ropa, pegarse, manosearse, etc.

4. ¿Qué reglas se han de tener presentes en los juegos de habilidad o destreza?

Principalmente las tres siguientes:

Primera. Saber ganar sin demostrar excesiva alegría.

Segunda. Saber perder sin enfadarse.

Tercera. No hacer trampas ni de broma.

5. ¿Cómo trata el niño bien educado los juguetes y los otros objetos que sirven para jugar?

Con mucho cuidado, para no romperlos ni mancharlos.

6. ¿Qué hay que decir de las disputas?

Que son siempre muy desagradables y por ello los niños bien educados las evitan con mucho cuidado.

7. ¿Se puede jugar dinero?

El niño bien educado no juega dinero si no es ante sus padres, y cuando sea mayor, con muy clara autorización de ellos.

8. ¿En qué punto pone especial atención el niño bien educado tocante a los juegos?

En darlos por terminados puntualmente así que se lo mandan.

9. ¿Cuál es el peor enemigo de las buenas relaciones entre los compañeros de clase?

Son las discusiones acaloradas que se originan en los juegos o recreos.

También los santos y los hombres maduros toman recreos para descansar y reponerse. San Juan Evangelista gustaba de jugar con una perdiz que siempre iba tras él. San Francisco de Asís jugaba con los pajaritos, con los corderos, con los chiquillos que encontraba en la calle. San Francisco de Sales invitaba a los sacerdotes que venían cansados de predicar misiones por los pueblos, a pasear en un bote que él mismo remaba por un gran lago que bañaba las murallas de la ciudad.

Los buenos modales en el juego de los niños bien educados

Juego, buena educación.
Juego. Juego, buena educación.

Los malos modales en el juego de los niños mal educados

Juego, mala educación.
Juego. Juego, mala educación.

 

 

contentG Stats

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho

Nota

  • 12954

    Aviso Los artículos "históricos" se publican a modo de referencia

    Pueden contener conceptos y comportamientos anacrónicos con respecto a la sociedad actual. Protocolo.org no comparte necesariamente este contenido, que se publica, únicamente, a título informativo

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

  • Laboriosidad, diligente.

    Reglas de comportamiento para ser un niño trabajador y evitar la pereza 1. ¿Por qué hemos de trabajar? Aquella urbanidad Porque es una obligación que Dios ha impuesto a todos los hombres. El pájaro ha nacido para volar, el pez para nadar y el hombre para

  • Bien educaod.

    Los buenos modales de los niños bien educados Aquella urbanidad ¿Cuál es el mayor bien y la mayor riqueza que puede tener un hombre ante los demás hombres? La buena educación. Cuéntase que en los años de la reconquista se presentó un condesito de solo

  • Modestia, niño modeto.

    Los buenos modales de los niños modestos con buena educación Aquella urbanidad 1. ¿Cuál es la virtud que más adorna al niño? La modestia, fruto sazonado de la buena educación, por la cual está convencido de que todo lo bueno que tiene se lo debe a Dios,

  • Caritativo, bueno.

    Reglas de comportamiento y cortesía para los niños caritativos Aquella urbanidad 1. Si el primer deber es amar a Dios sobre todas las cosas, ¿cuál es el segundo? Amar al prójimo como a sí mismo. 2. ¿Qué es amar al prójimo? Es hacerle todo el bien que

  • Visitas, buena educación.

    Reglas de cortesía y comportamiento de los niños cuando van de visita o reciben una visita Aquella urbanidad 1. ¿Cuándo hace visitas el niño bien educado? Cuando acompaña a sus padres, y, algunas pocas veces, cuando éstos le permiten ir a ver a algún

  • La mesa, buena educación.

    Reglas de comportamiento y cortesía a seguir por los niños en la mesa Aquella urbanidad 1. ¿Cómo se porta el niño bien educado en la mesa? Con mucha discreción, porque allí es donde los defectos se ponen más de manifiesto y donde repugnan más a los que

  • Buena educación.

    La importancia de la buena educación de los niños Aquella urbanidad La buena educación primera es definitiva. El sabio Licurgo que gobernaba en Grecia, quiso demostrar al pueblo cuán necesaria era la buena educación a los niños. Para eso realizó el siguiente

  • Piedad niño bien educado

    Obligaciones para con Dios de un niño bien educado Aquella urbanidad 1. ¿Qué deberes tiene como más sagrados el niño bien educado? Los que ha de cumplir con Dios, de quien ha recibido el cuerpo y la salud, el alma y sus facultades, y de quien espera la