Logo Protocolo y Etiqueta

De la urbanidad con los vecinos, en verso

No por la envidia inspirado te goces en que padezcan; no quieras que te aborrezcan, que es muy triste ser odiado

 

Nuevo Manual de Urbanidad y Buenas Maneras, escrito en verso para la infancia. París, 1.880

Urbanidad y buenos modales en verso
Urbanidad en verso. Urbanidad y buenos modales en verso

Los niños y la buena educación con los vecinos. Buenos modales con los vecinos

Aquella urbanidad

Se con todos generoso,
 

nunca con actos mezquinos

molestes a tus vecinos

imprudente y caviloso.

 

No por la envidia inspirado

te goces en que padezcan;

no quieras que te aborrezcan,

que es muy triste ser odiado.

No alimentes baladí

maligna murmuración;

si no tienes compasión

¿Quién la ha de tener de ti?

 

No gozándote en el mal,

piedras arrojes sin tino

al tejado del vecino

porque el tuyo es de cristal.

 

No siembres el desconcierto

con voces desaforadas,

ni con locas carcajadas

que no estás en un desierto.

 

No hacia las casas ajenas

mirando estés todo el día;

no hagas el papel de espía

porque de oprobio te llenas.

 

Si por desdicha cruel

tu vecino llanto vierte,

ten compasión de su suerte,

se generoso con él.

Su desventura comprende,

ve con respeto su llanto;

suspende tu alegre canto

y hasta tus juegos suspende.

 

contentG Stats

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho

Nota

  • 2295

    Aviso Los artículos "históricos" se publican a modo de referencia

    Pueden contener conceptos y comportamientos anacrónicos con respecto a la sociedad actual. Protocolo.org no comparte necesariamente este contenido, que se publica, únicamente, a título informativo

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

  • Imagen Protocolo

    Urbanidad y civilidad. Delante de otros abstente de vestirte y desnudarte, las uñas no has de cortarte, ni a nadie en secreto hablar; tampoco interrumpir debes al que habla o cuenta dinero; siendo también muy grosero lo que otro escribe, mirar. Jamás

  • Urbanidad y buenos modales en verso

    Tareas que los niños deben hacer antes de acostarse Aquella urbanidad Velar sin motivo evita, que el desvelarse es dañoso; más no busques el reposo si alguno te necesita. A tu lecho al dirigirte con el afecto de amigo, de los que viven contigo debes

  • Imagen Protocolo

    De las visitas y reuniones. Para hacer una visita escoge el tiempo oportuno, no en hora de desayuno, de ocupación o comer; advierte que ha de ser corta si es visita de cumplido, y al que te ha favorecido cuantos antes la has de volver. Siempre que a una

  • Imagen Protocolo

    A mi sobrino. Quien me hace pasar los ratos más amargos en la mesa. Se lanza con ambas manos y hace pedazos el pan y no suelta la cuchara por más que oye predicar. Mas como sé que en la mesa dice quien es cada cual, a comer con la finura digna de su calidad,

  • Imagen Protocolo

    Principios a observar en el viaje. ¿Cuáles son las reglas que debemos observar en el viaje con otras personas? En el viaje con otras personas deberemos poner gran cuidado en guardar los principios siguientes si queremos dar pruebas de urbanos: no debemos

  • Urbanidad y buenos modales en verso

    Los buenos modales de los niños con su familia Aquella urbanidad Los seres que te rodean, padres y hermanos queridos, honrados y distinguidos por tu afecto siempre sean. A tu familia venera y vivirás estimado, que el que en su casa es honrado, es honrado

  • Imagen Protocolo

    Modo de tomar los manjares y uso de los cubiertos. ¿Cómo deben tomarse las diversas clases de manjares que se sirvan? Con cuchara se toma la sopa, la cual nunca se debe llenar, procurando que llegue a la boca sin que el caldo se llegue a vaciar. Servirá

  • Imagen del libro Songs for Little People. With illustrations by H. Stratton.

    Aseo y limpieza. Consejos de urbanidad a la niñez Aquella urbanidad Procura, niño, ante todo ser en extremo aseado; pues sin limpieza y aseo a todos causarás asco. La cara y las manos limpíate, procura ir siempre peinado, corta a menudo las uñas, y el