Protocolo & Etiqueta Utiliza cookies de sesión propias, y cookies de terceros para ofrecer una mejor experiencia a nuestros usuarios. Cookies en Wikipedia Acepto

Protocolo y Etiqueta 2.0protocolo.org

-

-

H. Protocolo hospitalario. Manual de estilo. Confidencialidad e intimidad.

  • El derecho a la privacidad, confidencialidad e intimidad de los pacientes está perfectamente reconocido y protegido por la legislación.
Herramientas
Reproductor VOZ
  • VOZ Voz 


Autor y Fuente
  • Autor

    Fernando Sáez Aldana

  • Fuente

    Fundación Hospital Calahorra

 

Confidencialidad e intimidad.

El derecho a la privacidad, confidencialidad e intimidad de los pacientes está perfectamente reconocido y protegido por la legislación. Sin embargo, en el día a día de un hospital donde se entremezclan más estrechamente quizá de lo deseable profesionales, pacientes, acompañantes y visitantes (muchos interrelacionados por razones de vecindad o amistad) resulta casi imposible no quebrantar involuntariamente en algún momento ese derecho fundamental. Con el fin de limitar al mínimo estas indeseables situaciones.

- Como norma general los comentarios referentes al estado o evolución de los pacientes se realizarán siempre en voz baja evitando que puedan escucharlos otras personas, sobre todo en espacios abiertos o distintos de las áreas clínicas (cafetería, pasillos, ascensores, la calle, etc).

- Nadie más que el paciente debe saber si está enfermo, o embarazada, o si se le debe practicar tal exploración o cuál tratamiento. Por lo tanto se evitará la exposición a la curiosidad pública de listados de pacientes, agendas de consultas o letreros con los nombres de las personas hospitalizadas.

- Los trabajadores del hospital se abstendrán de intercambiar comentarios frívolos sobre circunstancias del estado de salud de los pacientes o cualquier otra cuestión personal referente a estos o a sus acompañantes.

- La información personal de los pacientes no deberá usarse para fines distintos de los asistenciales.

- Todo documento en el que aparezca el nombre de un paciente (desde un informe clínico hasta una agenda de citas o un simple volante de solicitud de pruebas) deberá sustraerse del alcance de personas ajenas al proceso asistencial. Tales documentos se destruirán al final de un procedimiento específico de recogida.

- No se proporcionarán datos sobre el estado de pacientes a los medios de comunicación sin la autorización expresa de aquéllos ni se permitirán filmaciones o tomas de fotografías en el interior del hospital en las que pudieran identificarse a los usuarios, sin su autorización expresa o la de los tutores si se tratase de menores.

- Cuando se encuentran ingresados dos pacientes en una misma habitación resultará inevitable que cada uno de ellos reciba involuntariamente información destinada al otro. Sin embargo se evitará que llegue a otras personas como acompañantes, visitas, etc, invitándolas a abandonar la habitación cuando vaya a producirse.

Igualmente se aleccionará a los pacientes sobre la discreción que deben guardar respecto a la información que han recibido sobre el estado de su compañero.

- Sólo las personas autorizadas podrán acceder a las aplicaciones informáticas de trabajo clínico, utilizando su clave de acceso personal e intransferible.

- Una vez utilizada la aplicación informática de historia clínica o de cuidados de enfermería se cerrará para evitar la indebida visualización en la pantalla de datos clínicos de los pacientes.

- En el transcurso de la exploración, aseo o cura de un paciente se respetará al máximo su legítimo pudor a mostrar la desnudez o las partes más íntimas de su cuerpo.

- Dado que el personal sanitario invade frecuentemente la llamada "burbuja personal" o zona íntima de los pacientes (a menos de unos 40 cm de distancia, donde solo se permite el acceso a quien se quiere) es preciso ser extremadamente cuidadoso y respetuoso a la hora de realizar las técnicas y cuidados, informando en cada momento de qué se va a hacer, cómo, durante cuanto tiempo y para qué.

Recuerde:

- "Nadie más que el paciente debe saber si está enfermo, o embarazada, o si se le debe practicar tal exploración o cuál tratamiento".

  • Alta el

    17/09/2006

    Modificado el

    10/05/2009

    Contenido ID

Contenido Relacionado
Seguir Navegando

Contenido Relacionado

Buscador de Protocolo más de 40.000 entradas


 

Comentarios

Su opinión es importante. Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Recuerde comentar es gratis, y ayudar a otras personas satisfactorio.

Citas Celebres
    • El viejo malhablado saca al niño maleducado. Rodríguez Marín.
Preguntas con Respuesta
    • ¿Cúal es la forma correcta de vestir de un hombre para ir a la opera?, Corbata si o no.

    • Todo depende del lugar donde se celebra la representación, y el carácter que tenga la misma. No es lo mismo acudir a un festival de ópera al aire libre que acudir al Liceo cuando acude su Majestad la Reina Doña Sofía, por ejemplo.

      Habitualmente, para una representación normal de ópera se puede acudir con traje de chaqueta con corbata e incluso de "sport", si la obra es una representación normal, como si fuese una obra de teatro. Ahora bien, si el acto reviste de alguna formalidad mayor, como es el caso de representaciones especiales con asistencia de autoridades, se suele utilizar el esmoquin (y se suele indicar en la invitación). No obstante, la gente ya no se arregla tanto en la actualidad para ir a representaciones de "diario" de la ópera y el teatro.

       

 

Protocolo y Etiqueta es un portal de Cronis OnLine. Copyright © 1995-2017

Generado con contentG

Contacto

Algunos contenidos de este portal web están bajo una licencia de Creative Commons. Aviso Legal. Politica privacidad