Logo Protocolo y Etiqueta

Regalo lo que me regalan. ¿No es de mala educación?

Los regalos que nos hacen no se deben regalar de nuevo para cumplir un compromiso social.

 

Imagen Protocolo y Etiqueta
Imagen Protocolo y Etiqueta protocolo.org

No regalar lo que te regalen.

No se debe hacer, es de un gusto pésimo. Que no se deba hacer no quiere decir que se haga, mucho más a menudo de lo que pensamos.

Los regalos que se hacen de esta manera pueden acarrearle algún que otro pequeño disgusto o ponerle en una situación embarazosa. Puede aparecer en casa de otra persona que sea amigo común de los dos -¿no le suena ese jarrón, esas copas, esa cubertería ...?-. También puede que le vuelva ese regalo a una persona que ha hecho lo mismo que usted (en este caso habría que aplicar el refrán: "donde las dan las toman") o bien puede que un día le pregunte su amigo o familiar por el objeto que le regaló, por poner algunos ejemplos.

Es mejor guardar un regalo en el trastero o en el garaje, que deshacerse de él y que se entere la persona que hizo el regalo que ha ido a parar a casa de un amigo común, a una casa de venta de objetos de segunda mano, o peor, que ha acabado en el contenedor de basura. Del trastero o garaje siempre se puede rescatar.

Un regalo solo se debería dar para una causa benéfica o una buena causa, pero no para cumplir un compromiso social como una boda, comunión, cumpleaños, etc.

 

contentG Stats

 

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado