Protocolo & Etiqueta Utiliza cookies de sesión propias, y cookies de terceros para ofrecer una mejor experiencia a nuestros usuarios. Cookies en Wikipedia Acepto

Protocolo y Etiqueta 2.0protocolo.org

-

-

Cómo redactar de forma apropiada una carta de presentación.

  • Como su nombre indica, esta carta es una forma de presentación, no presencial, ante una determinada persona o grupo de personas por lo que se valora algo más que el contenido de la misma.
Herramientas
Reproductor VOZ
  • VOZ Voz 


 

Foto  aficio2008  Una persona escribiendo una carta a mano.

Redactar una carta de presentación.

Una carta de presentación es un documento que suele acompañar, principalmente, a un curriculum vitae, a una petición de empleo o a cuestiones relativas a la solicitud de un puesto de trabajo o ascenso.

Como su nombre indica, esta carta es una forma de presentarse, no de forma presencial, ante una determinada persona o grupo de personas por lo que se valora algo más que el contenido de la misma. Debe tener en cuenta algunos pequeños detalles de gran importancia de cara a los demás, y que son válidos para la mayor parte de las cartas, no solo las de presentación.

1. Utilice un papel clásico, tanto en tamaño como en cuanto al color y grosor. Nada de papeles de colorines, y mucho menos de colores brillantes o chillones; nada de cuartillas y tamaños poco convencionales; no debe utilizar papeles muy finos o gruesas cartulinas. El color de la tinta, preferiblemente negra, o bien, azul oscuro.

2. Limpieza. Debe tener cuidado de no manchar el papel, de no hacer tachaduras o pelar el papel tratando de borrar una parte de su carta. Es mejor tirarlo a la papelera y empezar en un nuevo folio.

3. Ortografía. Tan importante como el contenido, es que éste no contenga faltas de ortografía, correcciones y tachaduras. Las faltas de ortografía ponen en evidencia al autor del texto.

4. Extensión. Una carta de presentación no debe extenderse más allá de un folio, salvo que por circunstancias muy particulares haya que reflejar datos de cierta relevancia. Hay que ser breves, claros y concisos.

5. Redacción. Es bastante recomendado utilizar la tercera persona para referirse a uno mismo. Es mejor escribir "pueden hallar en mi el perfecto candidato para el puesto solicitado ..." que escribir "yo soy el perfecto candidato para el puesto solicitado ...". También es importante evitar los condicionales: tendría, desearía, etc.

6. Solicitar o pedir, no rogar. En muchos casos, el trabajo es tan necesario que daría cualquier cosa por conseguirlo. Un trabajo se solicita, no se suplica. La educación no es suplicar, sino pedir o solicitar de forma apropiada. El mismo criterio debe seguirse para cualquier otro tipo de carta de presentación, aunque no sea para conseguir un empleo.

7. Muy importante. No se olvide nunca firmar. Una carta sin firma puede considerarse un simple papel. Una carta debe ir firmada de forma manual -de su puño y letra- por su autor.

  • Alta el

    04/04/2008

    Modificado el

    13/04/2015

    Contenido ID

Contenido Relacionado
Seguir Navegando

Contenido Relacionado

Buscador de Protocolo más de 40.000 entradas


 

Comentarios

Su opinión es importante. Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Recuerde comentar es gratis, y ayudar a otras personas satisfactorio.

Citas Celebres
    • Cualquier persona puede cometer un error, pero solo el necio persevera en él. Cicerón.
Preguntas con Respuesta
    • He leído en otra Web, que los cubiertos se dejan en vertical, y paralelos ambos cubiertos. Pero ahora leo en la vuestra, que se dejan ligeramente ladeados a la posición de 45 grados. ¿Cuál es la correcta y cómo se deja el tenedor?

    • Es correcto dejar los cubiertos siempre en paralelo, tanto en posición vertical como a lo que nosotros hemos dado en llamar "las cuatro y veinte" (tomando como referencia las agujas de un reloj); esta última es la más habitual (lo puede comprobar si se fija en un restaurante o banquete al que acuda) y, en cierto modo, la más lógica, ya que dejarlos en vertical obligaría a meter los cubiertos, con su mango, dentro del plato, pues puede a molestar ligeramente al comensal, al tropezar fácilmente con ellos al acercarse a la mesa para tomar la copa u otra acción similar. El tenedor se deja con las púas hacia arriba y el cuchillo con el filo hacia la parte interior del plato.

       

 

Protocolo y Etiqueta es un portal de Cronis OnLine. Copyright © 1995-2017

Generado con contentG

Contacto

Algunos contenidos de este portal web están bajo una licencia de Creative Commons. Aviso Legal. Politica privacidad