Protocolo y Etiqueta 2.0protocolo.org

-

-

Sobre el orden. ¿Qué es el orden? Niñas ordenadas y desordenadas. Orden en nuestra persona, en nuestra ropa y en nuestras cosas.

  • Podemos decir que el orden es el sistema para colocar las cosas en el sitio que les corresponde.

Herramientas

Reproductor VOZ

  • VOZ Voz 


Autor y Fuente

  • Autor

    Carmen Werner Bolin

  • Fuente

    Departamento de Cultura. 1.952

 

Nota

  • 948

    Artículos HistóricosAviso: Los artículos "históricos" se publican a modo de referencia, para conocer la historia y evolución de la sociedad y sus normas. Pueden contener conceptos y comportamientos anacrónicos con respecto a la sociedad actual. Protocolo.org no comparte estas ideas u opiniones, que se publican, únicamente, a título informativo.

Convivencia Social. Formación Familiar y Social.

Qué es el orden.

Podemos decir que el orden es el sistema para colocar las cosas en el sitio que les corresponde.

Esta cualidad del orden algunas niñas la poseen instintivamente y otras niñas tienen que aprender a poseerla.

Diferencia, entre una, niña ordenada y la que no lo es.

Ejemplo de una niña ordenada:

Anita: vuelve del Instituto y cuelga el abrigo en el perchero o en su armario. Pone los libros "siempre en el mismo sitio", en su mesa, o donde suele estudiar.

Se quita el vestido, lo sacude, mira, sí está roto, si le falta, un botón o tiene una mancha. Lo arregla o lo manda arreglar (según sea su posición), y si está bien, lo cuelga en su sitio.

Al día siguiente no hay prisas por la mañana, ni carreras, ni lloros. Porque Anita lo coge todo "de su sitio", desayuna con tranquilidad y llega puntualmente al Instituto.

Ejemplo de la niña que no es ordenada:

Cuando María vuelve del colegio, suelta la capa en la cama de Manolito, abre su carpeta de libros sobre la mesa del comedor y allí los deja...

¿Y qué pasa? Viene Mariquita, su hermanita pequeña, le quita la goma y el cuaderno de castellano...

María se queda con el uniforme puesto y le cae una hermosa mancha de grasa (porque entró a curiosear en la cocina). Juega con Manolito, que le saca un botón del vestido.

Por fin, muerta de sueño, se acuesta, tirando toda la ropa, alrededor de su cama.

A la mañana siguiente, como en el fondo María tiene amor propio, no quiere ir al colegio hecha un desastre. Se despierta desasosegada... Se acuerda del botón, no encuentra hilo, no encuentra el botón; la gasolina y el amoníaco están guardados, no hay plancha, y el uniforme, después de dormir en el suelo, parece un estropajo.

María llora... En fin, después de verdaderos trabajos forzados y de buscar el cuaderno de castellano por debajo de todos los muebles, María llega tarde al colegio y pierde puntos de asistencia y puntualidad.

El orden en nuestra persona.

Como consecuencia de los ejemplos anteriores, vemos que: el desorden nos hace trabajar doblemente. ¿Cómo cambiaremos?. Lo importante es no desordenar, porque así no tendremos que ordenar luego.

Como cuidaremos nuestra ropa.

En lo que se refiere al cuidado de nuestra ropa, lo importante es preservarla de todos los peligros, que pueden acarrear roturas, manchas y arrugas. Para el juego y el trabajo (ambas cosas peligrosas) nos pondremos ropa de batalla, delantales, etc. Al desnudarse no dejar la ropa tirada por el suelo ni hecha un revoltijo.

El orden en nuestras cosas: cómo cuidaremos los libros y el pupitre.

Si vamos a sacar un libro de nuestro pupitre, procuraremos sacarlo sin revolver el resto de los libros. Tengamos un sitio para cada libro, siempre el mismo, y así lo encontraremos con rapidez.

No hay que tocarlos con los dedos sucios, ni escribir al margen, ni pintarrajear la tapa; no hay que mojar el dedo para pasar las páginas ni hacer cruces u otras señales que ensucien. No pondremos color a las láminas y, sobre todo, no pintaremos bigote a los personajes representados.

EJERCICIO PRÁCTICO.

- Forrar un libro, bajo la dirección de la profesora.

- Arreglar el pupitre, bajo la dirección de la profesora.

NOTA. La profesora de F. F. Social puede inspeccionar en esta lección los libros de las alumnas, tomando nota de su estado, y a fin de curso mejorar la puntuación de las que los hayan conservado en buenas condiciones.

  • Alta el

    14/09/2007

    Modificado el

    18/05/2014

    Contenido ID

Seguir Navegando

Contenido Relacionado

Buscador de Protocolo más de 40.000 entradas


Contenido Relacionado

 

Comentarios

Su opinión es importante. Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Recuerde comentar es gratis, y ayudar a otras personas satisfactorio.

Citas Celebres

    • Mejor es resbalar con el pie que con la lengua. Anónimo.

Preguntas con Respuesta

    • ¿Se puede asistir a una boda de dia, con un vestido largo?

    • Es difícil responder a la cuestión que nos propone. Más que se puede, nosotros diríamos ¿se debe? Según las normas de etiqueta, el vestido largo o el traje de noche solo se utiliza para la tarde (última hora) - noche. Por lo tanto durante el día se debería vestir traje corto o de cóctel. Pero como decimos a muchos de nuestros consultantes, ni el protocolo (salvo el Oficial, regulado por ley)  ni la etiqueta imponen, solamente aconsejan, por lo que se puede actuar de formas distintas ante situaciones similares. Las bodas son una de esas situaciones en que se actúa de muy diversa manera, sobre todo en muchos casos, por seguir los dictados de la moda, que hacen que las las señoras tengan una amplia libertad de vestuario y a veces haya una mezcla difícil de elegir de distintos largos, de tejidos y de colores

       

 

Protocolo y Etiqueta es un portal de Cronis OnLine. Copyright © 1995-2015

Generado con contentG

Contacto

Algunos contenidos de este portal web están bajo una licencia de Creative Commons.Aviso Legal.Politica privacidad